Contacto

Home
Críticas Anteriores
Gacetillas
Reportajes
Ópera en otros ámbitos y países
Colaboradores

OTELLO

Opera en 4 actos de Giuseppe Verdi, estrenada en 1887
Dirección Musical : MASSIMO ZANETTI
Dirección Escénica, escenografia e iluminación  JOSE CURA 
(la iluminación en colaboración con ROBERTO TRAFERRI)
TEATRO COLON  21 de Julio de 2013

REPARTO  
OTELLO JOSE CURA
DESDEMONA CARMEN GIANNATTASIO
IAGO CARLOS ALVAREZ
CASSIO ENRIQUE FOLGER
LUDOVICO CARLOS ESQUIVEL
EMILIA GUADALUPE BARRIENTOS
RODERIGO FERNANDOL CHALABE
MONTANO EDUARDO DE SALVO
HERALDO FERNANDO GRASSI

Otello es la ultima de las Operas dramáticas de Verdi quien después de esta, solo escribiría FALSTAFF, su alegre canto del cisne.
Es también la obra donde su colaboración con el gran maestro  ARRIGO BOITO alcanzará su punto mas destacado.
Boito con un enorme talento condensa el texto de Shakespeare, dejando los primeros actos de lado y concentrándose en el drama de celos, intriga y muerte.
El primer acto es un  prodigio de capacidad de síntesis argumental. En unas pocas escenas nos pone al tanto de las bases del conflicto que hará eclosión en los actos siguientes : el amor casi desmedido de Otello por Desdemona, su naturaleza celosa, la inocencia de Cassio y el  amor que se nutre  por ambos miembros de la pareja, los celos de Rodrigo y finalmente la maldad sin limites de Yago que se siente postergado por Cassio y se ha propuesto destruir la felicidad de quien lo ha herido., Yago con insidia consigue emborrachar a Cassio, hace que pelee y se produzca un escándalo y que Otello deba abandonar el lecho conyugal para reimplantar el orden,Y para colmo de males Desdemona despertada por el barullo acude a la plaza, lo que termina de hacer explotar la ira del moro. El acto se cierra con un bellísimo, elegiaco dúo de amor en el que en breves líneas se hace mención a detalles de la forma en que aprendieron a amarse  que Shakespeare presentaba en actos previos.
Este acto magnifico es una unidad indivisible y solo cabe lamentarse de la decisión de Cura - Regisseur - de subdividirlo en varios cuadros, aprovechando el desplazamiento del escenario que esta montado sobre la plataforma giratoria del Teatro. Y así saltamos del patio de castillo a un estudio y al cuarto de la pareja, para retroceder en otros momentos en sentido contrario Todos estos desplazamientos que pueden provocar éxtasis en los amantes de efectos especiales, son además de innecesarios perjudiciales para la concentración dramática del acto.
En los demás el recurso es usado con mas parsimonia al punto tal que cuando la plataforma del Colon sucumbió al uso, fue `posible presentar los actos 3 y 4 sin la utilización del mecanismo y cambiando a pulmón las escenas.
Las escenografias son  agradables y adecuadas al ambiente en que se desarrolla la acción. Y la iluminación proporciona el olvidado placer de ver con nitidez los rostros de los cantantes, ya que el escenario apareció iluminado a `pleno y no en tinieblas como es la tendencia actual.
Cabe preguntarse si era necesario o siquiera conveniente que el Colon puesto a representar Otello entregara todas estas funciones a la misma persona, y yo mas bien tiendo a responder que no.
Como director de escena Cura fue convencional, aportando únicamente como innovación el carácter demoníaco de Yago, que llega a tener el poder de apagar lámparas con un gesto o a mantener paralizado  un grupo de personas, Otello incluido. En este sentido esta adhiriendo mas a lo que quizás sea el único punto en que Verdi se aparta notoriamente de Shakespeare para hacer de Yago un genio del mal que no es exactamente la idea del bardo.
Y Cura cantante ¿?? Otello es uno de los papeles más difíciles y exigentes del repertorio italiano. Rara vez se da que haya más de 1 o 2 Otellos de primera línea en actividad. Y yo soy de la tesis que desde Vickers no ha vuelto a haber ninguno, siendo Domingo quien ha cantado mas veces y con mejores criticas y recepción del publico este papel, y a pesar de ello  no era mas que un sucedáneo, un tenor de gran inteligencia musical y dramática que con ellas suplía la falta de la voz 100% adecuada al papel.
Cura ha hecho toda una carrera con Otello desde que lo estrenara con una voz aun más lírica que la suya actual. En aquella época hacia un Otello mas intimista, mas torturado que convenía  a sus condiciones vocales y donde abundaban los fragmentos cantados en una seductora mezza voce, Lo que oímos el domingo fue un tenor que posee las notas para la mayor parte del papel y sabe como trucar las restantes, un cantante que recurre a trucos de dicción ( cambiar la vocal donde se hace énfasis, por ejemplo ), que recorta muchos fragmentos que son recitados y que ocasionalmente tiene problemas con la afinación ( espectadores de otras funciones hallaron particularmente errática su afinación en el dúo del primer acto con Desdemona )  Cura es un tenor que cuidándose, calculando cada nota que emite y en condiciones optimas de estado físico, sin cansancio y agregaría, humorísticamente, en condiciones ideales de temperatura y humedad, puede encarar esta difícil parte y salir airoso. Lo que no puede es distraer parte de sus energías en  otras tareas y defenderse del cansancio y el stress cuidando la ropa en el escenario y desconectándose actoralmente  al
par que recitando parte del texto en lugar de cantarlo, para enfrentar con chances de suceso los momentos culminantes dramática y vocalmente  (en varios de ellos estuvo notable).Un cantante en suma que cumple pero no deslumbra. He leído las criticas de la noche del estreno que fueron terribles, hablándose unánimemente de desafinaciones. Yo no oí tal cosa el domingo.  Estamos hablando de un cantante que esta cantando al extremo de sus posibilidades y después de enfrentar las exigencias  de sus funciones de director escénico, que incluyen el dar ordenes, discutir, con el consiguiente desgaste de energías y de voz. Por ello no me extrañaría que la calidad de su canto experimente importantes variaciones de una función a otra.
No me convenció tampoco la actuación dramática del tenor .Se lo vio cansado, a menudo desconectado haciendo que sus arrebatos de ira quedaran algo descolgados. En suma una versión decorosa que no logra entusiasmar.
No pudo estar mejor rodeado. CARLOS ALVAREZ    hoy uno de los barítonos de carrera mas destacada en el mundo, con una bellísima voz y gran  sutileza interpretativa fue un excelente Yago (con un altísimo punto en la narración del sueño cantada con una deslumbrante mezza voce) y fue muy agradable poder oír y ver a la soprano CARMEN GIANNATTASIO que desarrolla una interesante carrera como lírico spinto en los principales  teatros del mundo, y que fue una muy buena Desdemona. Junto con un Cura que encontró en esa escena su nivel, lograron un emocionante final para una función que por las circunstancias señaladas tendió a ser fría y a  aburrir mas que a emocionar, lo cual es particularmente grave tratándose de una de las obras mas logradas de Verdi.
ENRIQUE FOLGER y GUADALUPE BARRIENTOS  ambos fueron un lujo en sus respectivos papeles de Cassio y Emilia. Al par que hubo muy sólidas interpretaciones de FERNANDO CHALABE, MARIO DE SALVO, CARLOS ESQUIVEL (con algún problema en las notas graves) y FERNANDO GRASSI.
Correcta y sin particular relieve la labor de MASSIMO ZANETTI, que oscilo entre una orquesta mortecina y explosiones de sonoridad mal controlada, quizás adaptándose a las limitaciones y fortalezas de su solista principal. Muy buena actuación del coro que estamos aprendiendo a dar por descontada por su regularidad

Luís Baietti


OTELLO - FUNCION EXTRAORDINARIA - MARTES 30

POR: LUIS BAIETTI

Un clima especial se podía percibir en el Teatro Colon minutos antes de empezar la función extraordinaria de Otello que tuvo lugar anoche Martes 30
La sala totalmente repleta con doble fila de espectadores de pie en los pasillos de la platea, recordaba las grandes noches de gloria del Teatro en sus mejores épocas cuando venían Kraus, Bergonzi, Price, Gedda por mencionar algunos grandes nombres que tuvimos el privilegio de ver y escuchar en este gran Teatro.
Quizás se debiera a que era la última representación de Otello y la última oportunidad de apreciar a dos figuras que frecuentan los grandes teatros del mundo como son indudablemente CURA y GIANNATTASIO.
Quizás la oportunidad única, porque era su única función de oír y ver a FABIAN VELOZ estrenando su YAGO. Quizás un poco de las dos cosas.
Yo me animaría a decir que había mas de lo segundo que de lo primero, dado que si el motivo central era ver el elenco importado lo lógico era ir a las funciones anteriores donde además cantaba el gran barítono español CARLOS ALVAREZ en una actuación que fue muy elogiada por el publico y la critica.
Además la presencia en sala de diversos cronistas de varios medios del ámbito musical indicaba que había en esta función algo nuevo para apreciar,
Y vaya si lo hubo ¡No fue sorpresa para nadie que FABIAN VELOZ haya cantado una gran versión de Yago, luciendo una vez mas su importante, hermosa y bien trabajada voz de barítono verdiano que seguramente hará una gran carrera apenas el mundo acabe de descubrirlo ( y ya vamos camino a ello con su actuación en Trieste y con su contrato con el MET, nada menos). Sorpresa fue ver la evolución que ha tenido como cantante y sobretodo como actor, como va creciendo al punto de no dejar nada desear en el personaje intelectualmente más complejo que le ha tocado encarar. Una actuación de gran nivel que fue con total justicia premiada con una rotunda ovación por el publico, que provoco una in disimulable emoción en el artista. Además, la visible alegría de sus compañeros de reparto especialmente Cura y Giannattasio que visiblemente se alegraron mucho de su triunfo.
Ahora bien, Fabián Veloz va a tener que disculparme si lee esta nota pero debo decir que la gran mejoría en esta versión en relación a la del otro elenco no fue su inclusión como Yago. Al fin de cuentas Veloz estaba reemplazando a uno de los mayores barítonos en actividad y si bien se intuye que a medio plazo por sus condiciones naturales esta destinado a ser un gran barítono verdiano a nivel mundial todavía no tiene la experiencia de su colega, habituado a cantar día a día en los mas importantes Teatros de Opera del mundo y con los mejores maestros y registas.
EL GRAN CAMBIO FAVORABLE DE ESTA VERSION FUE LA PRESENCIA EN EL PODIO DEL MAESTRO CARLOS VIEU QUE SACUDIO LA MODORRA DE LA VERION INICIAL haciendo que un verdadero vendaval de emoción corriera por la orquesta. No se como lo logro, dado que presumo no hubo ensayos especiales y debió tomar la orquesta preparada por su predecesor quizás haya sido solo la presencia en el podio de alguien que visiblemente lo esta poniendo todo. Lo cierto es que la versión levanto muchísimo en relaciona a la que viéramos apenas unos días atrás. Y que el publico lo supo percibir y agradecer con una tremenda ovación que despertó en el Maestro una emoción que le fue difícil dominar.
Muy aplaudido también CURA que reitero virtudes y limitaciones de la presentación anterior con un conmovedor final y tratada como una diosa la soprano, que parecía asombrada ella misma del entusiasmo que con total justicia había despertado.
EN SUMA UNA DE LAS GANDES NOCHES DEL COLON

Luis G Baietti