Contacto

Home
Críticas Anteriores
Gacetillas
Reportajes
Ópera en otros ámbitos y países
Colaboradores

MUY BUEN COMIENZO DE TEMPORADA DE BUENOS AIRES LÍRICA

Così fan tutte, de Wolfgang Amadeus Mozart, sobre libreto de Lorenzo da Ponte.

Elenco: Oriana Favaro (Fiordiligi), (Dorabella), Cecilia Pastawki . (Despina), Marisú Pavón. Norberto Marcos (Guglielmo), Iván Maier y Santiago Ballerini (Ferrando) y (Don Alfonso), Omar Carrión.
Dirección escénica: Pablo Maritano
Orquesta: BAL Lirica
Director: Juan Casasbellas
Escenografía: Andrea Mercado / Vestuario: Sofía Di Nunzio / Iluminación: José Luis Fiorruccio /

Teatro Avenida – Buenos Aires LÍrica
19-03-2013

De la magnífica producción de Mozart, la trilogía generada junto a Da Ponte, constituye el punto más logrado de su obra operística.
Buenos Aires Lírica eligió a “Cosi Fan Tutte” para la apertura de su temporada. Es una obra que puede ser interpretada desde distintos puntos de vista y ésa es uno de sus grandes aciertos, pero sin duda allí también reside su dificultad.

Desde la obertura se  pudo tener en claro que se había trabajado seriamente y exigentemente en su preparación. Con una orquesta de sonó en gran forma en todos los sectores y una Dirección del Maestro Casasbellas, siempre en estilo y en total control de la función. Solo es de lamentar, sobre todo en el primer acto, los tiempos algo lentos elegidos, pero esto no altera un trabajo que en general fue de excelencia.

La puesta de Maestro Maritano – de quien vimos el mismo título como cierre de temporada  en la Opera Estudio del Teatro Argentino el año anterior – partió de un estilo clásico con excelente escenografía y vestuario de Andrea Mercado y Sofía Di Nuncio, lo mismo que la lograda iluminación de José Luis Fiorruccio. Creo que cuando se decide una puesta en época debe mantenerse, cosa que no ocurrió aquí. En gran parte de la representación – sobre todo en el papel de Despina, hubo continuos guiños a elementos actuales, que poco tenían que ver con el resto de la puesta. De la misma forma haber reducido solo a parte del escenario la casa de Fiordiligi y Dorabella, dejando los laterales libres – por donde pasaban constantemente figurantes o parte del coro - se hizo molesto, por momentos distrayendo la acción, sobre todo de una posición lateral como en la que me encontraba.
Pero el resultado final logró su objetivo, entretener y acentuar el tema de la comedia.

En el plano vocal se pudieron ver y escuchar excelentes trabajo. Las partes de conjunto se mostraron muy afiatadas.
Omar Carrión, como Don Alfonso, realizó un estupendo trabajo. Con gran estilo, graduando su volumen vocal en las escenas de conjunto. Creó un personaje irónico, pero sin exagerar, un hombre que ya está devuelta de todo y con este juego solo quiere divertirse.
Tuvo una excelente línea vocal y perfecto estilo mozartiano

Oriana Favaro encaró el temible rol de Fiordiligi. Es poseedora de uno de los timbres más bellos de nuestro medio, y sorteó sin problemas visibles las dificultades vocales que plantea "Como ascoglio immoto resta" y la gran escena del segundo acto. Y actuó en forma convincente.
Creo que para una joven cantante con una voz absolutamente lírica este rol debería ser asumido dentro de unos años. Exige una voz más pesada con agilidades. Pero brindó una muy buena versión dentro de sus medios actuales.
Cecilia Pastawki, con una voz de mezzo aguda generó un excelente dúo con Favaro. Cantó con estilo, voz siempre audible y se movió muy suelta como actriz.
Iván Maier, afectado por un fuerte estado gripal, cantó en forma impecable el primer acto.. Es un tenor mozartiano con una gran facilidad para matizar y posee una notable línea de canto. Su aria "Un'aura amorosa” fue muy aplaudida. En el segundo acto tuvo que ser reemplazado por Santiago Ballerini, tarea nada fácil. El tenor se mostró totalmente suelto, demostrando conocer la puesta a la perfección. Posee un mayor volumen que Maier, pero no tiene aún un depurado estilo mozartiano y mostró un canto poco matizado. Pero su tarea tiene que ser valorada.
Norberto Marcos, con una bella voz de barítono, de muy fácil emisión,muy buena línea de canto y muy desenvuelto en escena fue una sorpresa para mi, que en general lo había visto en roles menores. Excelente trabajo.
Marisú Pavón mostró sus conocidas dotes de actriz, dándole a su papel una preponderancia no habitual. Cantó con muy buena voz, guardando siempre el estilo y enriqueció altamente su personaje, ganándose uno de los mayores aplausos de la noche.
En resumen, una excelente apertura de temporada, un espectáculo que debe ser visto. Solo esperamos que el nivel de calidad presentado continúe en los próximos títulos.

Dr. Alberto Leal
www.operaintheworld.com

Fotógrafa Liliana Morsia